Queridos lectores, suspendemos las publicaciones, como en años anteriores, hasta el 5 de Septiembre. ¡Feliz Verano!

El mundo alucinante

La figura del dominico fray Servando Teresa de Mier (Monterrey, 1763-México, 1827) es en sí misma novelesca: teólogo, escritor, disidente religioso y político, fue perseguido por la Inquisición y por otros poderes, y en numerosas ocasiones logró escapar de las cárceles. Sin embargo, sus ideas no fueron independentistas (aunque tenía en cambio una pésima opinión de España) ni vio con buenos ojos los desmanes de la Revolución francesa. Residió en España, Inglaterra, Estados Unidos, Portugal, Italia y Francia, casi siempre en cárceles o emprendiendo empresas y obras políticas. Tras escaparse de la cárcel de Cádiz, camino de Portugal en barco, fue testigo de la batalla de Trafalgar. Vivió una época que conoció la independencia de los Estados Unidos (comenzada en

Leer más »

La aventura poética de Eduardo Milán

El poeta y crítico uruguayo afincado en México, Eduardo Milán (1952), ha afirmado en varias ocasiones que los poetas actuales se dividen en dos grupos, los que aceptan el legado de Mallarmé leído por las vanguardias, y los que ignoran esta herencia y viven de otros presupuestos poéticos. Sin duda, la división es tajante y reduce a los no mallarmeanos a un lugar secundario. Del lado difícil de la poesía, Milán ha tomado de los trovadores a los que pertenecen al «trovar oscuro» frente a los claros, a Góngora frente a Lope, atraído sin duda por un afán de llevar el lenguaje a consecuencias inéditas, a momentos alejados de la claridad semántica y cercanos a la claridad poética final, es

Leer más »

Circunstancias de la prosa

Es propio del pensamiento finisecular (de finales de este siglo, no del pasado) que algunos profesionales de la filosofía anden a caballo entre las ideas y la narración, es decir, que introduzcan el elemento subjetivo en sus aspiraciones conceptuales y al revés. Este nuevo libro de Enrique Lynch, autor suficientemente conocido entre nosotros por sus libros Las lecciones de Sherezade, El merodeador o Dionisio dormido sobreun tigre, entre otros, participa de esta ambigüedad que ha dado productos notables. Por un lado, porque el ensayista, metido en esa voluntad narrativa, se atreve a decir cosas en nombre propio, es decir incorporándose, y por el otro porque –cuando son obras logradas-otorga al personaje central, al Autor, la categoría de personaje interesante, en

Leer más »

Últimas publicaciones

Reseñas