Del 11 al 17 de abril, la revista descansa por Semana Santa

Caudillo romántico

Crear PDF de este artículo. «Pregunta.– Decid el credo progresista. Respuesta.– Creo a pie juntillas en todo lo que cree el excelentísimo señor don Juan Prim y Prats y creo que todo lo que hace este caballero está perfectamente hecho; en primer lugar, porque sí y en segundo lugar, porque también». Este pequeño fragmento del «Catecismo progresista» en versión del célebre semanario barcelonés La Flaca constituye, aun en su manifiesta clave satírica, una magnífica caracterización de cuál era el ascendiente ideológico, la capacidad decisoria y el poder –a secas– del dirigente liberal después de la Revolución de 1868 que destronó a Isabel II. En ese pequeño lapso de poco más de dos años, entre la Gloriosa y el atentado que

Leer más »

Afinidades narrativas

Crear PDF de este artículo. Una primera constatación. A Benjamín Prado (Madrid, 1961) le gustan los títulos largos. Si exceptuamos Raro, su primera incursión novelística tañida por la mitología del rock y el cine, las obras que le siguieron exhiben títulos sentenciosos: Nunca le des la mano aun pistolero zurdo (1996), Dónde crees que vas y quién te crees que eres (1997). Esta locuacidad enunciativa se atenúa con Alguien se acerca (1998), No sólo el fuego (1999) y La nieve está vacía, para retornar con Jamás saldré vivo de este mundo, nueve relatos anudados por las afinidades narrativas. Y del título, preñado de un determinismo que impregna las historias que agrupa, a una advertencia del autor: «Este es un libro

Leer más »

Los desafíos de la divulgación

Crear PDF de este artículo. Francisco Ynduráin presentó con simpatía a Martinus Veltman –premio Nobel de Física; Tini, para sus amigos–, ante el público asistente a aquella sesión de «Ágora para la Ciencia» en la Residencia de Estudiantes, y sus palabras fueron favorable augurio de lo que siguió, la mejor charla de divulgación sobre física de las que he asistido en mi vida. Tuve la mágica sensación de que por fin entendía las interacciones entre las partículas elementales, aunque la euforia me abandonó bruscamente poco después del acto y caí en la cuenta de que no había entendido nada. Eso es lo que consigue la mejor divulgación: hacerte vivir una materia científica, transmitirte la ilusión de que por fin la

Leer más »

Venganzas de la razón

Crear PDF de este artículo. Cuando nació en 1964 el autor de este libro, los estudiantes de Filosofía pura (que así se decía) en la universidad de Madrid recibían la siguiente formación en Lógica: el primer curso se estudiaba el manual del padre Gredt –una cumbre del pensamiento escolástico luxemburgués contemporáneo– y el segundo se dedicaba a ahondar en el indescriptible La filosofía del saber, obra del catedrático de la asignatura, don Leopoldo Eulogio Palacios. La lógica formal, que ya enseñaban Gustavo Bueno y Manuel Sacristán, no aparecía por ningún sitio, estaba mal vista, y Alfredo Deaño pagó con la expulsión su intento de enseñarla. Ese mismo año publicaba su libro Sacristán antes (y después) de ser expulsado a su

Leer más »

Wolfgang Becker: Good Bye, Lenin!

Crear PDF de este artículo. En la última y polémica gala de la Academia Española de Cinematografía, la producción alemana Good Bye, Lenin! recibió un Goya a la mejor película en lengua extranjera, lo que no está mal si pensamos que entre sus competidoras estaba nada menos que Dogville, la obra maestra de Lars von Trier, y que nuestra Academia es no ya de derechas, sino muy de izquierdas, aunque de una izquierda bastante narcisista y algo autista, como así hicieron notar una y otra vez sus miembros, con las pegatinas que se pusieron tanto como con las que no se pusieron, incapaces de condenar de manera inequívoca a los nacionalismos fascistas ibéricos que agreden y atosigan nuestras libertades disfrazados

Leer más »

Queremos tanto a Toni

Crear PDF de este artículo. Que la historia se repite siempre como farsa es algo que Marx nos enseñó al parafrasear a Hegel: que su juicio pudiera un día aplicarse a los presuntos herederos de su esfuerzo teórico difícilmente hubiera llegado a sorprenderle. Porque hay en la repetición contemporánea de muchos de los movimientos culturales y políticos de las décadas de los sesenta y setenta del pasado siglo algo inadvertidamente paródico, involuntariamente carnavalesco: la repetición no siempre es hipnótica. No se trata únicamente del hecho de que las formas de resistencia con que el llamado movimiento altermundista gusta de exhibirse hayan terminado participando, en un perverso juego de mímesis, de la tendencia al espectáculo y a la infantilización propias de

Leer más »