Del 11 al 17 de abril, la revista descansa por Semana Santa

Apología de una apología

«Para un matemático profesional, es una experiencia melancólica encontrarse a sí mismo hablando, o escribiendo, en torno a las matemáticas. La función de un matemático es hacer algo, demostrar nuevos teoremas, realizar alguna contribución a las matemáticas y no tratar sobre lo que él u otros matemáticos han hecho». Así arranca este espléndido ensayo del matemático inglés G. H. Hardy escrito en el año 1940, cuando contaba sesenta y dos años de edad y convalecía de un infarto sufrido el año anterior. En el prólogo que C .P. Snow redactó para la edición de 1967, describe la Apología como «un lamento apasionado por una potencia creativa que antes estaba pero que se ha ido para no regresar». El ensayo de Hardy contiene además otros muchos e interesantes registros, como también lo hacen el mencionado prólogo de Snow y la introducción de José Manuel Sánchez-Ron para esta nueva edición de la editorial Capitán Swing que aquí comentamos, y cuya traducción al castellano ha realizado Pedro Pacheco.

Leer más »

SIN TÍTULO

Es éste un libro magnifico y además diferente. El autor es un físico experimental de altas energías de primera categoría, y explica los conceptos fundamentales de su disciplina con notable frescura y autoridad. Su sentido del humor muy americano, y lo campechano de su estilo, pueden resultar empalagosos en ocasiones, pero creo que globalmente facilitan la lectura del libro. Siendo yo mismo un físico teórico, no puedo dejar de apreciar las jugosas comparaciones que hace con los granjeros que llevan a los cerdos a coger trufas: los físicos teóricos son los granjeros que llevan a los cerdos a un sitio donde quizás haya trufas. Naturalmente, los experimentales son los cerdos que realmente encuentran las trufas. Y los granjeros inmediatamente se

Leer más »

Últimas publicaciones

Reseñas