Queridos lectores, suspendemos las publicaciones, como en años anteriores, hasta el 5 de Septiembre. ¡Feliz Verano!

Animadamente

Pixar, quizás el estudio de animación más exitoso de los últimos veinte años, tiene una misión sencilla: en palabras de su director creativo, John Lasseter, se trata de crear largometrajes de primer nivel con «historias emocionantes», «personajes memorables» y «mundos creíbles». Como dará fe cualquier guionista, eso suena más fácil de lo que es.

Leer más »

¿Qué lugar tiene esta forma?

Es cierto, Leonardo da Vinci ha quedado como prototipo del «artista del Renacimiento», generando de ese modo un sinfín de malentendidos. También Cézanne se presenta en muchos textos pedagógicos como «el primer artista de la vanguardia». Podríamos decir: «el artista del siglo XX», porque otro malentendido hace del siglo XX un siglo en el que sólo son significativas las «vanguardias», sean éstas lo que sean.

Leer más »

La apoteosis del retrato

Aunque el artista europeo más importante que Diego Velázquez (1599-1660) conoció personalmente fue el flamenco Pedro Pablo Rubens, las principales referencias externas del pintor sevillano fueron la pintura italiana del Renacimiento (sobre todo la veneciana) y la escultura clásica. En realidad no hay contradicción entre ambos hechos, ya que el gran pintor de Flandes había bebido en las mismas fuentes y fue él quien, al parecer, indujo a su más joven colega a realizar el preceptivo viaje a Italia, tal como él mismo había hecho en su juventud.

Leer más »

Arte japonés y japonista en España

El libro Japonecedades, publicado en 2004, en el que Juan José Lahuerta resumió su visita a Japón, concluía corroborando una tesis formulada por el niponista Basil Hall Chamberlain en 1890: «Los japoneses hacen muchas cosas exactamente al contrario de lo que los europeos juzgan natural y conveniente». Lahuerta hacía notar la coincidencia entre sus propias observaciones y lo que encontraba reseñado en Chamberlain y, más explícitamente, lo que trescientos años antes que este había apuntado el misionero Luís Fróis.

Leer más »

El mensaje del médium

En los primeros días de septiembre de 1922, André Breton, acompañado por el poeta Robert Desnos, se enfrentó a dos magnetizadores que practicaban sus artes en una de las ferias periféricas que tanto le gustaba frecuentar. Dos semanas después de haber puesto en evidencia a esos charlatanes, los profesores Donato y Bénévol, Breton se deja arrastrar por René Crevel, pese a que este escritor de veintidós años mostraba ya su adherencia a Tristan Tzara en la disputa que separaría a los dadaístas del grupo bretoniano. 

Leer más »

La Cámara de las Maravillas

El Monasterio del Escorial nunca dejó indiferente a nadie, ya fuera para odiarlo como imagen de una «opresión histórica» o para ensalzarlo como «octava maravilla» y metamorfosis pétrea del «alma de España». La existencia de esta montaña de piedra ha generado, durante siglos, un debate interminable entre españoles y extranjeros, católicos y protestantes, conservadores y liberales, culminando en la apoteosis romántica del Don Carlos de Schiller.

Leer más »

Modernidad, vanguardia, tradición

En el mes de diciembre de 1986 abrió sus puertas al público en París el Musée d’Orsay, dedicado, como es sabido, al arte francés del siglo XIX entre, aproximadamente, 1840 y 1900. La polémica acerca de cuál había de ser su contenido, que ya se había planteado largamente durante los años anteriores, estaba servida: no sólo se instalaba el arte de esta época en una antigua estación de ferrocarril a orillas del Sena que poco tiempo antes se pensaba en demoler, sino que la adaptación de su espacio para convertirse en museo fue encargada a la arquitecta, fallecida el pasado mes de noviembre, Gae Aulenti, la cual realizó una espectacular y muy discutida remodelación de su interior, del que, una vez terminada, apenas se recordaba su anterior destino como edificio industrial. Igualmente, y quizá todavía más, fueron –y siguen siéndolo hoy día– objeto de encendido debate la selección y el modo de exponer las colecciones, que abarca la producción artística francesa centrada en la época del Segundo Imperio.

Leer más »

Cómo desesperar en cuatro lecciones

En 1902, por uno de esos azares que sirven para escribir la historia, salieron de las imprentas cuatro novelas españolas: Amor y pedagogía de Unamuno; La voluntad de José Martínez Ruiz, que adoptó después el nombre de su personaje, Azorín; Camino de perfección de Baroja, y Sonata de otoño de Valle-Inclán. La casualidad atribuyó esa misma fecha a los cuatro títulos, dotándolos así de una significación añadida que sería tan absurdo desdeñar como exagerar. Pero no hay demasiado azar en el hecho de que los cuatro, pese a sus más que obvias diferencias y por encima de las personalidades y los talantes literarios de sus autores, que ya iban definiendo sus respectivos perfiles, compartieran una serie de tópicos temáticos y

Leer más »

La alegría de los naufragios

La llegada de la democracia a España avivó el interés por nuestra historia contemporánea, suscitando no sólo la necesidad de interpretar nuestro pasado, sino también de entender el presente como parte de la historia, una historia in progress de la que somos testigos y protagonistas. Desde hace ya cierto tiempo han ido surgiendo estudios sobre nuestras revistas literarias (la barcelonesa Destino ha sido una de las más favorecidas), aunque sigue siendo un terreno prácticamente virgen. Como lo había sido hasta ahora el dedicado a las editoriales, sin las cuales es imposible tener una imagen realista de los procesos culturales. Por eso hay que celebrar la publicación de La batalla de Waterloo, de Rafael Borràs; Tiempo de editores, de Xavier Moret,

Leer más »

Cómo se hizo la Historia del Arte

Los libros que en el mundo de habla inglesa se han dedicado a la reflexión sobre historia de la metodología de la historiografía artística no son muchos, y, sobre todo, de irregular excelencia. El ensayo de Michael Podro constituye una excepción en este género. Es su trabajo más célebre y el resultado de estudios que le ocuparon más de una década. Ofrece una visión global de la evolución de los planteamientos disciplinares en la Alemania del siglo XIX y hasta el período de entreguerras, y lo mucho que hay de apreciable en el repaso que realiza este Los historiadores de arte críticos explica, en cualquier caso, que haya merecido una traducción veinte años después de la publicación original. La noción

Leer más »